29 ene. 2014

El Atleti desacraliza la nueva Catedral y se cita con el Madrid

Diego Costa vuelve a encontrar portería
Ningún equipo visitante había ganado todavía en el nuevo San Mamés. Tenía que ser el #Atleti. Quizá sólo podía ser el Atleti, un equipo gigante, que ha sabido desacralizar, acabar con el carácter "sagrado", de la nueva Catedral para tumbar al Athlétic y citarse en semifinales con el Real Madrid.

Simeone ha vuelto a dar una lección táctica a su rival. Y sus futbolistas siguen las órdenes como si fueran el ejército prusiano. Se hace lo que hay que hacer en cada minuto del partido. Y si se comete un error, se arregla el problema de inmediato.

El gol del Athlétic al final del primer tiempo dejaba el partido listo para un segundo periodo agobiante para el Atleti. Pues no. El Atleti ha salido a resolver, no a esperar. Ha marcado en la primera ocasión que ha tenido en el segundo tiempo, ha gestionado el resto del partido, y ha terminado por robarle la virginidad futbolística al nuevo estadio de San Mamés.

Raúl sigue inmenso. Diego Costa recupera el gol. Y todo el equipo muestra una seguridad en sí mismo que deja en mal lugar las dudas que algunos supuestos científicos del fútbol siguen teniendo sobre cuánto tiempo aguantará este equipo sin venirse abajo. De momento, sabemos que termina el mes de enero sin mácula: colíderes en la Liga, en semifinales de Copa y el primer equipo de Champions que se clasificó en primer lugar de su grupo para la siguiente fase. Se podrá hacer mejor... pero no es fácil.

Síguenos en Twitter: @somosatleti