21 ene. 2012

Mirar hacia arriba, con prudencia


#Atleti Cuidado con las euforias, porque nadie conoce mejor al Atleti que los atléticos, y sabemos que no hay que fiarse. Pero, oiga, qué buena pinta tiene este equipo…
Hace un mes, de habernos encontrado con un gol a favor a los dos minutos, nos hubiéramos pasado los restantes 88 minutos esperando a que el árbitro pitara el final del partido. Eso se acabó. Simeone no lo permite. Bien por él.
Y bien por repetir equipo. Por fin el Atleti juega con los mismos hombres dos partidos seguidos (con un solo cambio, forzado por las tarjetas: Mario por Tiago). Las rotaciones no hace falta forzarlas. Se hacen solas entre tarjetas y lesiones. Manzano tardó demasiado en darse cuenta.
Pero lo mejor es que el Atleti ha sabido gestionar el partido. Ha sabido cuándo tenía que atacar y cuándo tenía que defender; cuándo acelerar el partido, y cuándo ralentizarlo. Y por cierto, gran defensa: tres partidos seguidos sin encajar un gol.
El Atleti ha aprovechado bien la circunstancia favorable de ponerse por delante muy pronto, y hacerse con el control, con el ritmo. Y lo ha hecho con intensidad; eso que no teníamos, hasta que llegó Simeone.
Eso sí, ahora falta aprender la segunda parte de la lección: intensidad no significa que nos saquen tantas tarjetas. Hay que controlar las ganas para que no se vuelvan en nuestra contra. Esta vez ha faltado Tiago. La semana que viene faltará Diego… Vigilemos eso, pero sin perder la intensidad. Da gusto ver cómo cuando faltaban cinco minutos, y ganábamos por tres goles, seguía la presión de hasta tres jugadores contra uno. Así sí se juega al fútbol.
Otro detalle: hay que mejorar la forma de ejecutar los contragolpes. Con cero a dos hemos robado muchos balones, pero nos ha costado salir con velocidad al contraataque. De haberlo hecho mejor, el cero a cuatro se hubiera quedado corto.
Y algo más: hemos hecho demasiadas faltas al borde del área de Curtois. Un equipo con mejores lanzadores nos hubiera creado serios problemas.
¿Podemos ya dejar de mirar hacia abajo? Creo que todavía no. Pero ya podemos empezar a mirar también hacia arriba. Con prudencia.
Te escuchamos en el twitter de SomosAtleti y en el de Vicente Vallés.