7 jul. 2010

Capitán Forlán

Hay que felicitar a Diego Forlán por el gran Mundial que ha jugado. Ha marcado cuatro goles pero no sólo eso. Como capitán de Uruguay ha mostrado ser un jugador total y personalmente me han sorprendido para bien algunos aspectos de su juego.
Viendo como ha rendido en este Mundial tengo la tentación de pensar que Diego comenzó tan bajo la temporada pasada y tardó tanto en aparecer en el campo porque su preparación física tenía como objetivo llegar con todas sus facultades a la cita de Sudáfrica. Allí ha mostrado su mejor cara y algunas facetas de su juego que no ha podido lucir mucho en el Atlético de Madrid.
Lleva cuatro goles (queda el partido por el tercer y cuarto puesto del sábado), ha luchado como siempre y ha sido el motor físico y anímico de su equipo. Nada de esto nos sorprende, pero es que además ha sacado la mayoría de corners y faltas. Y lo hace de maravilla. Ha sido de los pocos jugadores capaz de domar el Jabulani, de mandarlo entre los tres palos de saque directo, con un gol incluido; mucho mejor que especialistas como Cristiano Ronaldo. En el Atleti Simao y Reyes se han encargado siempre de los corners y la mayoría de las faltas salvo alguna excepción. Los saques de esquina de Simao nunca me han convencido. No estaría de más probar con el uruguayo.
Ayer ha vuelto a asegurar que se queda en España, que no se va del Atleti. A sus 31 años y con el recuerdo de una temporada irregular que salvó metiendo los goles clave en la Europa League, todos hemos pensado que podría ser un buen negocio venderlo si hay una buena oferta. Puede ser que sí, pero si se queda creo que volveremos a ver al mejor Forlán (ya sin el objetivo del Mundial). Además creo que merece asumir la capitanía por edad, por compromiso, por importancia en el equipo y por profesionalidad. Y si saca los corners mejor.