28 ago. 2012

Un proyecto estable


El Tigre, especie protegida
Volvemos al Calderón unos cuantos meses después y, sorprendentemente, nos encontramos con que apenas ha cambiado nada. Hay que echar la vista muchos años atrás para recordar una temporada en la que hayamos empezado la Liga casi con los mismos jugadores con que terminamos la anterior. Sólo hay que ver la alineación de ayer: era el equipo del año pasado, salvo por la ausencia de Diego y la entrada de Rodríguez.

Algunos pensaran que  esto deja clara la debilidad del #Atleti como club, al no poder asumir fichajes importantes. Es una manera cierta de verlo. Pero hay otra lectura más positiva: por primera vez en mucho tiempo, el Atleti estabiliza un proyecto. Tenemos al mismo entrenador, y sólo se han hecho algunos ajustes en una plantilla que se quedó al borde de la Champions, y que fue campeona de Europa League.

Quizá sea que hacemos de la necesidad virtud: mantenemos lo que hay porque no hay dinero para hacer otra cosa. Pero algunos llevábamos años pidiendo que no vendiéramos a medio equipo cada verano, para comprar otro medio. Así no se construyen los éxitos. El Barcelona es lo que es porque cada año sólo retoca la plantilla, no se la inventa desde cero. El Real Madrid mantiene la misma base desde hace varias temporadas. Es verdad que hay equipos que han logrado éxitos importantes después de fichar a diez o quince futbolistas (el Atleti lo hizo el año del sagrado doblete), pero son excepciones que confirman la regla contraria: se necesita estabilidad.

Simeone está dando esa estabilidad. Lo hace ofreciendo confianza a los que se la ganaron la pasada temporada. Y lo hace ofreciendo minutos, aunque sea poco a poco, a futbolistas que quizá lleguen a ser grandes dentro de poco. Es verdad que ante el Athletic nos quedamos con las ganas de ver a Óliver. Pero hay que darle al entrenador el beneficio de la duda sobre la gestión de los chicos de la cantera. Y también sobre el resto de la gestión: el Cholo le ha puesto los galones a Arda, y Arda los ha asumido con liderazgo. A quien no hay que gestionar es al Tigre Falcao. Ya se gestiona el solo. No hace falta declarar al tigre como especie protegida. Más les vale a los demás equipos protegerse de él. El primero, el Chelsea.

El viernes, el Atleti juega en Mónaco. No todos los equipos pueden decir lo mismo.

Twitter: @vicentevallestv
Twitter: @somosatleti