11 nov. 2012

Los agoreros tendrán que esperar

Adrián ha vuelto
El partido contra el Getafe podía parecer uno más; incluso, podría dar la sensación de que era cuestión de coser por aquí, y de cantar por allá. Y, a la vista de lo ocurrido en el Calderón, estaríamos en condiciones de describir así lo que ha pasado. Pero este partido encerraba una trampa muy peligrosa. Encadenar muchas victorias seguidas, como había hecho el #Atleti, es muy difícil. Que se acabe una racha como esa es muy fácil. Entrar en pánico depende de perder sin merecerlo en Valencia, de dormirse en Coimbra, y de tener la mala suerte, o la falta de acierto de ceder ante el Getafe.

Por suerte, el último capítulo de ese relato pesimista no se ha cumplido. No hemos jugado el partido del siglo, pero el Atleti ha vuelto a ser ese equipo que gana cuando juega bien, que gana cuando juega regular y que gana cuando no juega a nada. Así se consiguen los títulos: ganando los partidos, independientemente de cómo se jueguen.

Un pinchazo ante el Getafe hubiera desatado las pasiones inconfesables de quienes, lejos de ser nuestros amigos, llevan desde el día 1 de la temporada esperando que nos despeñemos por un barranco. Y, como eso no ocurre (no todavía, que haya calma), ocupan su tiempo en predecir cuándo se producirá el acontecimiento. No soportan que Falcao se ponga al nivel de Messi o Cristiano. No pueden aceptar que Simeone resulte ser tan buen o mejor entrenador que esos de los que siempre se habla. Les cuesta asumir que las cosas nos vayan tan bien que podamos darnos el lujo de esperar diez partidos de Liga a que Adrián esté de vuelta. Ya lo está. Y, sobre todo, no están en condiciones de aguantar por más tiempo que le raspemos los talones al Barcelona, y que para ver al Real Madrid tengamos que mirar hacia abajo. Bastante hacia abajo, por cierto.

Eso pudo ocurrir ante el Getafe, pero no ocurrió. El Atleti no ha tenido que volver, porque no se ha ido. Y estamos donde estamos. Probablemente, durante un ratito más. Los agoreros tendrán que esperar.

Síguenos en Twitter:

@somosatleti
@vicentevallestv